"Caro Quintero hizo mucha obra social buena para Badiraguato": Alcalde
Ángel Robles Bañuelos, actual presidente municipal de Badiraguato, Sinaloa, sostiene que los pobladores recuerdan a este personaje como alguien benefactor

ago-13
13
martes
08:19 hrs.-
En la sierra de Badiraguato, de donde es oriundo el narcotraficante Rafael Caro Quintero, los pobladores recuerdan a este personaje como alguien benefactor que ayudó a su tierra natal en los años 80.

El presidente de este municipio serrano, Ángel Robles Bañuelos, reconoció ante Excelsior, que la imagen de este capo mexicano liberado recientemente del penal de Puente Grande, es positiva en toda la población, por las obras que realizó en favor de la sierra de Badiraguato.

Reveló que a inicios de los 80, el narcotraficante mandó construir una carretera de más de 40 kilómetros para llegar por tierra a su pueblo, además de que gestionó electrificar la sierra con los gobiernos de aquel tiempo.

Sostuvo que edificó el tramo Badiraguato-Santaigo de los Caballeros, lugar donde se casó con la joven María Elizabeth, cuando ésta tenía 25.

“La gente dice que este señor se encargó de que se contruyera. Era una carretera que a todo mundo le servía. Yo veo que es un trabajo social bueno para la gente, es el concepto que tengo del señor.”

En una entrevista el funcionario narró que después de que Caro Quintero se ausentó de su tierra natal, tras su detención, la carretera decayó en su mantemiento, por lo que fue el gobierno federal quien la retomó y la reconstruyó hasta el pueblo de Bacacoragua, ya cercano al estado de Chihuahua.

Insistió que el gesto de Caro Quintero de pavimentar un camino de varios kilómetros fue valorado por los habitantes de aquella época, toda vez que acortó a horas en lugar de días, llegar a la zona alta del municipio, de donde él, contó, que en los 80, fue profesor de varias escuelas primarias de comunidades alejadas.

El gobernador de Sinaloa, Mario López Valdez, dijo no tener ni idea dónde está Caro Quintero.

“Nadie sabe dónde está, no sabemos si está en Sinaloa, pero estaremos muy despiertos para cualquier situación que se pueda presentar.”

Afirmó que esto obliga a su administración a mantenerse atentos y alertas ante cualquier circunstancia, tras la liberación.

El mandantario López Valdez encabezó una reunión con su gabinete de seguridad, donde se analizó el alto índice de violencia que ha repuntado.